Skip links

Piel Grasa Con o Sin Acné

El tratamiento para Piel Grasa Con o Sin Acné renueva, balancea y mejora la apariencia de la piel, uniformando su textura, gracias a su proceso  de limpieza y exfoliación a profundidad 100% personalizados.

Piel Grasa Con o Sin Acné

Nuestro tratamiento para Piel Grasa Con o Sin Acné se centra en la limpieza y balance de la piel, para poder renovar el aspecto de ésta.

Específicamente este tratamiento se centra en la renovación de los distintos  tipos de pieles grasas, con o sin secuela de acné. Teniendo como objetivo, reducir el exceso de sebo y combatir las imperfecciones uniformando la textura de la piel.

Agenda tu cita

Tratamiento para Piel Grasa Con o Sin Acné en México

Mejora la apariencia de tu piel y luce un cutis saludable libre de grasa

Beneficios

Antes y Después del Tratamiento

Balancea, Unifica e Limpia tu piel

5/5

Testimonios

Piel Grasa, origen.

Durante la pubertad, la producción de hormonas sexuales conlleva una secreción excesiva de sebo. La piel que no trata la hiperseborrea hace que esta secreción permanezca en la superficie de la piel. Esta se vuelve entonces grasa y provoca que esta brille. Una piel grasa no es necesariamente sinónimo de acné, aunque sí favorece la aparición de este.

Además de los cambios hormonales relacionados con la adolescencia, otros factores favorecen la secreción de sebo, son; la correcta higiene, la des-hidratación de la piel, la herencia o el medio ambiente. El calor y la humedad son, por ejemplo, agentes agravantes.

Algunas características de la piel grasa es ser brillante y más gruesa. También se caracteriza por los poros dilatados y los puntos negros localizados en el eje medio del rostro o zona T, es decir la frente, la nariz y el mentón. Puede igualmente venir acompañada de granos blancos o rojos y por su puesto de de acné.

Cómo tratar la Piel Grasa

Para luchar contra una piel grasa, es esencial limpiarla dos veces al día, con un cuidado específico. También se aconseja utilizar un exfoliante. Este desincrustará los poros en profundidad, quitará el exceso de sebo y dejará la piel suave y saludable. Una loción puede también completar esta limpieza, con el fin de cerrar los poros. Aparte de los lavados, es necesario escoger cuidados destinados a las pieles grasas anti-imperfecciones, que reducen el exceso de sebo, limitando el efecto brillante y dejando la piel limpia, los productos varian de acuerdo a tu fototipo de piel y las características que presente, no son los mismos productos para las diferentes pieles grasas que pueda haber.

piel grasa

El Acné

Siendo el padecimiento de la piel más frecuente, el acné comienza generalmente en la adolescencia y afecta al 80% de los jóvenes. Esto se traduce en la aparición de puntos negros (comedones) y/o de granos inflamatorios que pueden ser rojos y/o blancos. El acné juvenil se concentra habitualmente en el rostro, el cuello, el pecho y la espalda.

acné

Mecanismos del Acné

El acné es el resultado de una sobreproducción de sebo, materia grasa que impide la desecación de la piel. La piel se vuelve más grasa, más brillante y se espesa en la superficie (hiperquerinitización). Esta secreción excesiva, cuando se sitúa en el nivel de los folículos pilosos, provoca su obstrucción. El desarrollo bacteriano se ve entonces favorecido y aparece la formación de puntos negros, inflamaciones y granos de acné.

Cómo tratar el Acné

El tratamiento del acné depende de su gravedad. En todos los casos, es esencial acudir con los profesionales de la piel..

¿Acné o un Simple Grano?

A menudo es difícil diferenciar una papula o pustula de la bacteria del  acné. Aun así, es preciso tener en cuenta que, si el acné puede afectar a diferentes grupos de edades, es más raro en un adulto, sobre todo después de los 30 años, auqnue como he mencionado antes hay otros factores que pueden desencadenar su presencia en los diferentes grupos de edades.

El ácne no solo se puede tratar sino que se puede quitar sin el uso de MEDICAMENTOS.